Home / Consejos / 8 Claves para mantener la dermatitis atópica a raya

8 Claves para mantener la dermatitis atópica a raya

La dermatitis atópica es un problema muy común, sobre todo en la infancia, ya que 2 de cada 10 niños la padecen. Pero ¿qué es exactamente? Se trata de una enfermedad cutánea inflamatoria de carácter hereditario. Las personas que la padecen suelen mostrar los primeros síntomas mayoritariamente durante el primer año de vida, y un alto porcentaje de ellos dejan de padecerla al llegar a la adolescencia. Sólo de un 1 a un 3% de la población adulta manifiesta esta enfermedad.

Los síntomas más característicos son sequedad y picor en la piel, que se hace evidente en forma de brotes y cuya causa es multifactorial. 

Entonces, ¿cómo podemos aliviar los síntomas de la dermatitis atópica?

1.- Utiliza siempre productos de higiene e hidratación especiales para pieles atópicas.

2.- Usa a diario una crema emoliente para aportar los lípidos que tu piel  necesita para restablecer la capa córnea. La hidratación de las pieles atópicas es esencial para evitar brotes y se debe realizar después del baño con la piel un poco húmeda.

3.- Aplícate crema antes de salir al exterior, sobre todo en zonas de climas fríos, en aquellas partes del cuerpo, como la cara, donde la piel estará más expuesta a los agentes externos

4.- Evita secarte friccionando la piel con la toalla, hazlo mediante toques, o con secadores que pueden irritar la piel.

5.- Elije prendas para vestir u otra ropa que esté en contacto con la piel, como la de la cama, de tejidos de algodón y lino, que son más transpirables y evitan pasar calor y que la piel se irrite.

6.- Aclara bien toda la ropa después del lavado y evita el uso de suavizantes o lejía.

7.- Controla que la temperatura y la humedad de la habitación sea constante, para no resecar la piel, y evita los cambios bruscos de temperatura ambiente.

8.- Puedes disfrutar de la playa o la piscina protegiendo la piel del sol preferiblemente con productos específicos para pieles atópicas, y no olvides limpiar bien la piel tras el baño e hidratarla correctamente.

Recuerda que la dermatitis atópica es una patología crónica y que deberás extremar los cuidados de tu piel para evitar esos molestos brotes. Siguiendo estas recomendaciones mantenerla a raya será mucho más fácil.