A medida que vamos soplando velas es más importante prestar especial atención al cuidado personal. Por eso desde F+CLUB queremos dar unos cuantos consejos sobre la alimentación y el ejercicio cuando tenemos una edad avanzada.

 

La Alimentación:

 

Cuidar este aspecto de nuestra vida nos ayudará a minimizar los riesgos de sufrir distintas enfermedades como por ejemplo la hipertensión, la osteoporosis, la diabetes, etc…

Recomendaciones básicas para seguir una buena alimentación:

 

  • Seguir una dieta equilibrada donde las frutas, verduras, legumbres y cereales sean parte fundamental. Combinándola con carne, pescado y lácteos.

 

  • En medida de lo posible intentar no consumir calorías vacías como el alcohol, la bollería industrial, las patatas fritas, etc…

 

  • También es importante a la hora de hacer la compra, elegir productos bajos en colesterol y grasas saturadas.

 

  • Es fundamental hacer de 4 a 5 comidas diarias.

 

  • Reducir la ingesta de sal en las comidas y sustituirla por especias.

 

  • Beber como mínimo 8 vasos de agua al día

 

El ejercicio:

 

La edad avanzada no debe ser sinónimo de sedentarismo. Es normal que no nos sintamos tan ágiles como cuando teníamos 25 años pero es necesario que el ejercicio este presente en nuestra rutina diaria. La clave está en encontrar la combinación de ejercicios perfecta y llevarla a cabo.

 

Existen varios tipos de rutinas que combinadas son para las personas mayores muy beneficiosas:

 

  • Las actividades de resistencia, como andar, nadar o montar en bicicleta.

 

  • Ejercicios de fuerza, indicados para desarrollar el tejido muscular.

 

  • Los ejercicios de flexibilidad son buenos para mejorar la agilidad corporal.

 

  • Por último los ejercicios de equilibrio son ideales para evitar caídas.

 

Sigue estos consejos y ¡que tu edad no te impida mejorar tu calidad de vida!